Este tipo de promociones que permite en el caso de Jazztel adquirir el terminal a coste 0€ demuestra que el fin de las subvenciones a nivel global en terminales de gama alta no desaparecerá porque los clientes no se gastarían más de 400€ en un móvil de forma mayoritaria y por ello los fabricantes se verían muy afectados por dicha decisión.