Saltar al contenido

¿Por qué le gusta tanto el Nokia 8210 a los traficantes de drogas?

Puede que el iPhone 6 y 6 Plus hayan sido los móviles más vendidos en el último trimestre del año pasado, con cifras que parecían impensables hasta hace poco, pero desde luego no es para nada popular entre un colectivo en concreto en las Islas Británicas: los traficantes de droga.

Y es que entre los camellos ingleses se ha popularizado la idea de que el Nokia 8210 es un teléfono seguro, duradero e irrastreable. ¿Por qué? Pues porque no cuenta con toda la tecnología que tienen los smartphones de ahora. Al no disponer de Wi-Fi o Bluetooth, las autoridades no pueden acceder a ellos de forma remota. Como no tiene GPS no puede ser localizado al milímetro y además, como tiene un sensor de infrarrojos, puede enviar la información de contactos y mensajes casi al instante. Algo que se agradece cuando tienes a los maderos pisándote los talones.

No es raro ver algún dealer con dos o tres Nokia 8210 que se utilizan única y exclusivamente para recibir o hacer llamadas, nunca ambas desde el mismo terminal. Y es que es tal la popularidad del móvil finlandés presentado en 1999 que incluso se acepta como pago por mercancía. Algo que ha hecho subir el precio de estos teléfonos en los últimos meses, ya no sólo en eBay sino también en las tiendas de segunda mano de Inglaterra.

Así que ya sabes, si tienes un Nokia 8210 no sería mala idea venderlo antes de que la policía te confunda con un traficante.

Via Vice UK.